Importancia de los fósiles
Roberto Castro

El interés que presenta el estudio de los fósiles es doble. Por una parte tiene interés de orden biológico, puesto que, gracias a ellos, conocemos las faunas y las floras que vivieron en el pasado terrestre, y, por consiguiente, podemos compararlas con las actuales. De su estudio han nacido importantes aportaciones al conocimiento de la evolución biológica, que han servido para dilucidar interesantes problemas a este respecto.

Por otra parte, tienen interés de orden geológico, porque nos sirven de indicadores y guías seguros para determinar la edad relativa de los estratos, ya que, como veremos enseguida, las faunas y las floras ha variado a lo largo de los tiempos geológicos, según nos enseñan las teorías de la evolución. Es decir, que los animales y vegetales más antiguos conocidos, como consecuencia de su adaptación a medios ambientes distintos, o por causas de orden interno, han ido cambiando paulatinamente hasta dar origen a las floras y faunas actuales.

Si comparamos los animales que vivieron en los tiempos primitivos con los que viven en la actualidad, los encontraremos muy diferentes, y al primer vistazo nos parecerá que entre unos y otros no puede existir relación alguna.

Pero si estudiamos el desarrollo de las faunas paulatinamente, capa a capa, desde aquellos tiempos hasta la actualidad, veremos que estas dos faunas no son sino extremos de una gama casi ininterrumpida de formas que encontraremos sucesivamente a lo largo de los tiempos geológicos.

Esta evolución, en realidad, es mucho más compleja, puesto que no todas las especies han cambiado a un ritmo semejante, sino que, por el contrario, cada una de ellas ha seguido un ritmo propio. De aquí que mientras unas hayan evolucionado rápidamente, otras han permanecido casi intactas desde aquellos tiempos hasta la actualidad.

Esto ha permitido hacer una selección de aquellas especies que han sufrido una evolución más manifiesta y utilizarlas para el reconocimiento de un determinado grupo de estratos, puesto que en todas las regiones del Globo la evolución de una misma especie se ha realizado, geológicamente hablando, en el mismo tiempo.

De aquí que, para la determinación de la cronología relativa de los estratos, sólo nos servirán aquellas especies que tengan una distribución vertical muy pequeña y una dispersión horizontal muy grande, es decir, aquellas especies que encontraremos solamente en un estrato o serie de estratos, pero repartidas en todo el Globo.

En cambio, aquellas otras que han permanecido incólumes en el transcurso de la historia de la Tierra, tienen una distribución vertical muy grande, y aunque puedan tener dispersión horizontal grande también, no servirían para nuestro objeto.

Por esto se designa a los primeros con el nombre de fósiles característicos, puesto que nos permiten caracterizar los diferentes terrenos y establecer de esta manera las bases de la cronología geológica relativa.






 
® Masalto.com es una Marca Registrada. Todos los derechos reservados.
Un Producto de DBrains Web Studio