Higiene del sentido del tacto
Roberto Castro

El tacto es un sentido importante en numerosos aspectos de nuestra vida. Existen profesiones y circunstancias en las que es indispensable no sólo poseer un buen tacto, sino un adiestramiento del mismo. En el cirujano es notable esta cualidad, lo mismo podemos decir del pianista, el relojero, el pintor, y no debemos olvidar a las personas ciegas, que llegan a adquirir una agudeza táctil extraordinaria.

Son dos las principales recomendaciones higiénicas para conservar el tacto: La limpieza de la piel y la conservación íntegra de la misma.

El aseo sistemático evita ciertas parasitosis como las provocadas por hongos, aradores de la sarna, piojos, pulgas, etc., que además de provocar irritaciones dérmicas pierden transmitir enfermedades.

La integridad del epitelio tegumentario debe ser cuidada a efecto de evitar heridas profundas, cuya consecuencia es la disminución de la sensibilidad táctil en las áreas afectadas; las callosidades, las grietas y raspones también producen disminución en la agudeza táctil.



 
® Masalto.com es una Marca Registrada. Todos los derechos reservados.
Un Producto de DBrains Web Studio